¿NADAS?… MEJORA TU TÉCNICA DE ESPALDA

Tras la buena aceptación de mi post sobre cómo mejorar la técnica de crol, en este post continúo hablando sobre natación. Como ya sabréis tras haber leído mi anterior post sobre natación, soy entrenador nacional de natación con más de 16 años de experiencia en este mundo. También, es un deporte que practico entre 2-3 días a la semana.

 

 

Entrando en el tema, voy a dar unas pautas o consejos para que podáis mejorar vuestra técnica de espalda, gracias a una correcta técnica, el nado va a ser más eficiente, más rápido y también evitaremos el riesgo de lesión.

 

 

Como información, de los 4 estilos de natación que existen, espalda es el segundo más lento. Se caracteriza por:

  • Posición del cuerpo dorsal.
  • Movimientos sin coordinación entre brazos y piernas.
  • La acción de los brazos tiene dos fases, una aérea y otra subacuática.
  • La cabeza está casi en línea recta con el cuerpo. El cuello debe de estar lo más relajado posible para evitar que se nos cargue.
  • Patada originada desde las caderas con una ligera flexión en las rodillas.

Pautas o consejos para mejorar la técnica de brazada:

  • El brazo debe de entrar extendido delante de la cabeza y en línea con el hombro (barrido descendente).
  • La palma de la mano entra orientada hacia fuera.
  • El primer movimiento propulsivo debe efectuarse con un movimiento hacia arriba y hacia atrás con la palma hacia dentro (barrido ascendente).
  • El recorrido subacuático de la mano bajo el agua dibuja una forma de “S”.
  • Elevación del hombro del brazo contrario que realice la fase aérea, propiciando así el rolido del cuerpo y menor resistencia del cuerpo con el agua.

Pautas o consejos para mejorar la técnica de patada:

  • El consumo de energía de las piernas es mayor que el de brazada, cansa mucho.
  • Patada originada desde las caderas.
  • A la hora de hacer la patada, únicamente sale del agua la punta de los dedos de los pies.
  • Las rodillas no deben de salir del agua.
  • Las piernas no deben estar ni abiertas ni muy separadas.
  • Cada nadador debe adaptar su ritmo de piernas según sus características y su comodidad.
  • Pies estirados, sueltos y relajados.

A la hora de respirar, aunque la cabeza está fuera del agua, desde un punto de vista técnico se debe de inhalar el aire por la boca durante la fase de recuperación de un brazo y exhalar por la nariz durante la fase de recuperación del otro.

 

 

También es importante saber que, a mayor número de horas de agua, menor tensión muscular, por lo tanto, mayor va a ser nuestra flotabilidad facilitándose así el deslizamiento.

Sin comentarios

¿Qué te parece el post?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »